Semanario FIDES

EL DECANO DE LA PRENSA NACIONAL

No es lo mismo nulidad que anulación del matrimonio

El Papa Francisco continúa con la reforma de los diversos aspectos de la Iglesia.

El Papa Francisco continúa con la reforma de los diversos aspectos de la Iglesia.

Ciudad del Vaticano (AICA): Las dos cartas, tituladas “MitisIudexDominusIesus” y “Mitis et misericorsIesus”, fueron presentadas y explicadas en sus alcances por seis miembros de la Comisión Especial para la Reforma del Proceso Matrimonial Católico, instituida por el Santo Padre para facilitar y eliminar la burocracia, sin perder el rigor necesario.
Esta reforma es el resultado de un importante trabajo previo, pues ya el 27 de agosto de 2014 el papa Francisco había instituido una comisión para el estudio de la “simplificación del procedimiento” de nulidad matrimonial.
En su intervención el cardenal Coccopalmerio precisó que la reforma atañe al proceso canónico para la declaración de nulidad del matrimonio. “Se trata -dijo- de un proceso que conduce a la declaración de nulidad que lleva, en otros términos, a apurar, en primer lugar, si un matrimonio es nulo y después, en caso positivo, a declarar la nulidad. No se trata, por lo tanto, de un proceso que conduzca a la anulación del matrimonio. Nulidad es distinto de anulación y declarar la nulidad de un matrimonio es absolutamente diverso de decretar la anulación del matrimonio”.
Por su parte el arzobispo Luis Francisco Ladaria Ferrer SJ, recordó los requisitos necesarios, según el derecho canónico, para la validez de un matrimonio entre católicos que además de la ausencia de impedimentos dirimentes y de la observancia de la forma canónica incluyen el consentimiento libre de los cónyuges.
“Según la enseñanza de la Iglesia -dijo- el matrimonio es uno, se pueden unir en matrimonio sólo un hombre y una mujer y es imposible una nueva unión matrimonial durante la vida del cónyuge. El matrimonio es indisoluble; así lo enseñó Jesús y en los evangelios hay numerosos testimonios de esta enseñanza. La Carta a los Efesios nos explica que el matrimonio sacramental no se puede romper porque es imagen y expresión del amor de Cristo por su Iglesia. El matrimonio debe estar abierto a la transmisión de la vida”.
“En nuestra civilización tradicional -añadió- se podía suponer que estas enseñanzas de la Iglesia eran conocidas y compartidas. En los últimos tiempos surge la duda, que parece fundada, de que si todos los que se casan en la Iglesia conocen suficientemente estas enseñanzas y, por lo tanto, de si su consentimiento se refiere verdaderamente a ellas. De no ser así, su matrimonio sería nulo, es decir, no existiría de hecho. Y precisamente porque hay esta duda muchos deseaban ofrecer un medio rápido pero de confianza para resolverla y contribuir a pacificar la conciencia de muchos católicos”. Estuvieron en la presentación el decano de la Rota Romana y presidente de la Comisión, monseñor Pio Vito Pinto; el cardenal Francesco Cocopalmerio, presidente del Pontificio Consejo de los Textos Legislativos; el exarca apostólico de Atenas, monseñor DimitrosSalachas; monseñor Luis Ladaria Ferrer SJ, secretario de la Congregación para la Doctrina de la Fe; el sacerdote argentino monseñor Alejandro Bunge, auditor de la Rota Romana; y el padre NikolausSchoch OFM, promotor de Justicia sustituto del Supremo Tribunal de la Signatura Apostólica.
Estuvieron representados, por lo tanto, los tres principales tribunales de la Santa Sede: la Doctrina de la Fe, la Signatura Apostólica y la Rota Romana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 14 septiembre 2015 por en Desde el Vaticano.
A %d blogueros les gusta esto: