Semanario FIDES

EL DECANO DE LA PRENSA NACIONAL

Nueva manera de vivir

p5laudatoDiálogo “Fe y Razón”
Nueva manera de vivir
ALABADO SEAS/ 4
Carlos Eduardo, Diácono
carloseduardiacono@gmail.com
Reflexionemos un poco más sobre temas ecológicos, guiados por la encíclica del Papa Francisco (Laudato Si), luego de haber recordado con él que somos custodios de la creación. Vamos a detenernos ahora en la necesidad de desarrollar una nueva manera de vivir, o, para seguir más de cerca su pensamiento, considerar nuevos paradigmas económicos, culturales y existenciales. El cambio que se pide es tan profundo que se le llama incluso revolución.
Las innovaciones originadas en la revolución industrial han permitido, primero, la revolución tecnológica y, luego, la revolución informática. Ha llegado la hora de la renovación del pensamiento, que ya varios autores habían anunciado, como época de las inteligencias múltiples, del pensamiento crítico y del pensamiento profundo. Thomas Kuhn, escribiendo sobre la estructuras de los cambios científicos, planteó de manera por demás aceptada por la comunidad intelectual mundial, la provisionalidad de los paradigmas científicos.
Ha llegado la hora de cambiar, en varias áreas de la vida humana profundamente interrelacionadas. No se trata de un descarte intelectual, como quien tira lo anterior a la basura en aras de la siguiente novedad que pasa frente a nosotros. Un paradigma puede y debe conservar mucho de lo anterior, cuando se ha demostrado su valía. No cabe dudar de los enormes beneficios que la humanidad ha recibido del desarrollo científico y tecnológico. De lo que se trata es de evitar los serios desajustes sociales que ha traído aparejados, al igual que los deterioros ambientales que se dan en la producción, uso y remplazo de la tecnología. Ciencia y tecnología, por supuesto que sí, pero enfocando a todo el ser humano y a todos los seres humanos como principales beneficiarios.
Dígase otro tanto en relación a los modelos de producción y comercialización de bienes y servicios, a la economía y a las finanzas. No es posible sólo guiarse por los movimientos de las bolsas internacionales y por los indicadores macroeconómicos nacionales. Tampoco se vale escudarse detrás de las reglas del mercado, que para muchos tiene comportamientos propios, a manera de gran leviatán, sin que los seres humanos puedan regularlo. Se hace necesario llegar a establecer una “economía con rostro humano”. Quizá el modelo más próximo sea el de la Economía Social de Mercado; ni un Estado omnímodo que decida sobre la suerte económica de todos, ni un mercado absoluto que acaba tragándose a las mayorías.
Recomiendo, una vez más, la lectura reflexiva de esta gran encíclica para que se vea el vínculo estrecho que tienen los paradigmas tecnocrático y económico con la cuestión ambiental. Al cambio se puede llegar siempre y cuando tecnología y economía no pierdan la finalidad del bienestar humano y la condición obligatoria de manejarlo todo dentro del marco de una moral clara, sin resquicios ni trampas de ninguna clase.
El Papa insiste en una idea fundamental: el origen, el proceso y el fin de la ciencia, la tecnología, la economía y la ecología siempre debe ser un ser humano con todos sus derechos y deberes. No es válido tampoco que unos restrinjan los derechos de otros, mediante el relativismo típico del postmodernismo. En un diálogo bastante anterior tuve ocasión de establecer la diferencia entre la relatividad, realidad innegable y necesaria, y el relativismo, elemento ideológico que obnubila el juicio.  Honduras requiere ahondar en estas discusiones, para ganar en objetividad y en humanidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 24 julio 2015 por en Diálogos Fe y Razón, Punto de Vista.
A %d blogueros les gusta esto: