Semanario FIDES

EL DECANO DE LA PRENSA NACIONAL

Editorial del 5 de Julio de 2015

p4editorial

Reflexión y prudencia
En la actual situación de pobreza, desempleo, violencia y corrupción que vive Honduras, se requiere la unidad y el consenso entre la ciudadanía. Pues sólo mediante la implantación de un clima de solidaridad y paz, se podrán atender las necesidades urgentes de la población empobrecida y excluida. Las divisiones y luchas en grupos antagónicos afligen a los pobres.
Las condiciones climáticas irregulares por la destrucción ambiental, ha ocasionado la falta de lluvia, ¡se han perdido las cosechas de primera!. Es una situación que necesita ser atendida de inmediato para evitar, que en ciertas zonas del territorio, se establezca una situación de hambruna, que afecte a los segmentos de población más necesitados.
Simultáneamente, existen zonas del país, en las cuales existe una epidemia a causa de las enfermedades que transmite el mosquito Aedes Aegypti, la cual afecta, sobre todo, a las personas de menores o de ningún ingreso. Y quienes urgen de atención médica y medicinas.
Y todo esto en medio de un clima de violencia criminal, que aunque el número de víctimas ha disminuido en promedio, aún persiste un estado de inseguridad, que está relacionado con la actividad delictiva de las pandillas juveniles, el narcotráfico y el crimen organizado.
Y además,está el fuerte reclamo popular por el combate a la corrupción y a la impunidad. Males endémicos de Honduras. Pues han existido en todos los gobiernos. Y los efectos de este horroroso latrocinio permanente, también han recaído sobre los más debilitados económicamente en  la sociedad.
La fealdad de la corrupción ha movido al Papa Francisco referirse a ella, en dos recientes homilías, y en las cuales ha hecho afirmaciones muy fuertes: “quien dona a la Iglesia y roba al Estado, es un falso cristiano”. Además expresó con firmeza: “se puede ser pecador, todos los somos, pero no corrupto”.
En estos pocos ejemplos mostrados, de situaciones límite, se hace evidente la fragilidad actual de la vida social de la nación. Lo cual hace pensar que la comunidad hondureña no tiene ninguna capacidad de soportar una crisis política, que provoque una seria crispación permanente entre diferentes sectores de la nacionalidad. La economía colapsaría.
“La marcha de las Antorchas” han continuado realizándose en diferentes ciudades del país, con asistencia masiva. Pero, como se ha denunciado, también están infiltradas de políticos de oposición que participan en ellas. Aun así, no deja de ser un evento donde la mayoría de quienes marchan, son personas que no son políticos sectarios, pero que se unen buscando que se castigue a los corruptos y corruptores. Sensibilizados sobre todo, por la enorme dilapidación de recursos de los derechos habientes que se perpetró en el Seguro Social.
Muchas personalidades que dirigen organizaciones de la sociedad civil, entre las que se incluyen universidades, Ong´s, campesinos, obreros e Iglesias,  han opinado que es el momento adecuado para que se haga un Gran Diálogo Nacional. Un diálogo que sea incluyente, que ningún sector se quede sin participar.
El objetivo del diálogo sugerido será delinear las grandes políticas públicas que permitan dar solución a los graves problemas estructurales que afectan la vida social, política y económica de los hondureños.
El Presidente Hernández ha formulado la invitación para que se efectúe un evento de consulta, en el cual estén incluidos todos los hondureños sin excepción. La idea es que todos contribuyan, activa y responsablemente, en la construcción de una nación donde se respeten los derechos de toda persona, para asegurar que se respete su dignidad.
Para la coordinación del Gran Diálogo Nacional, el gobierno ha solicitado alos secretarios generales de las Naciones Unidas y de la OEA, para que provean como moderadores del diálogo, a personas que tengan la capacidad profesional y la experiencia, para desempeñar esa función.
Sobre lo que significa dialogar, el Papa Francisco ha dicho lo siguiente: “No es fácil construir el diálogo con los demás, especialmente si están divididos por el rencor. Pero el cristiano busca siempre este camino de escucha y de reconciliación, con humildad y mansedumbre, porque esto es lo que ha enseñado Jesús”
Y al respecto el Señor Jesús aconsejó: “Les aseguro que si ustedes se ponen de acuerdo en la tierra, para pedir algo…..lo conseguirán de mi Padre que está en los Cielos”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 3 julio 2015 por en Editoriales.
A %d blogueros les gusta esto: